“En Alhama la transparencia del ambiente es abrumadora”

    Publicidad

    Final publicidad

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_01.jpg

     Con la presentación por parte del alcalde de Alhama, se inauguró la exposición del pintor alhameño Diego Ramos, “Paisajes de Alhama y Granada”, 19 obras terminadas y una en proceso de creación, que Diego también quiso mostrar para dar idea de su proceso de creación pictórica.


    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_02.jpg

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_03.jpg

    Diego Ramos, compartiendo vivencias y emociones a través de la pintura

     Ese es el deseo que ocasiona, según el pintor, su creación artística, compartir recuerdos y vivencias de Alhama y de Granada con todos sus paisanos.

    por Antonio Gordo

     Fue el jueves 18 de julio de 2013, en la galería del Patio del Carmen, unos minutos después de la nueve de la noche, cuando el alcalde de Alhama daba la bienvenida a los asistentes a la inauguración y reseñaba brevemente la figura artística y humana de Diego, del cual dijo que es “un enamorado de cada rincón de Alhama”. Diego, por su parte, comentó que tiene la necesidad de compartir con “toda mi familia, porque todos los alhameños son mi familia” vivencias, recuerdos y emociones y lo hace a través de la pintura, que es lo que sabe hacer. “si fuese cantaor, escribiría letras sobre Alhama y las cantaría, pero lo que soy es pintor.”

     Y esas vivencias, recuerdos y emociones, acumulados a lo largo de una vida intensa y comprometida, se reflejan en los paisajes de nuestra infancia y juventud, en los rincones de Alhama y de Granada que Diego recrea, porque no se limita a copiar, a través del uso del color, de la textura y de las formas dejándose llevar por la emoción del momento y adecuando el color a los diversos estados anímicos que el paisaje despierta en él. Así a la melancolía le corresponden tonos grisáceos y apagados y la alegría colores más intensos.


     Hasta el 31 de julio podemos disfrutar de paisajes, conocidos por todos nosotros, a los que la visión de Diego Ramos dota de matices nuevos, porque el paisaje cambia, y cambia también el observador. Por eso, esos rincones de Alhama y de Granada, que Diego ha querido compartir con nosotros, son únicos, irrepetibles, como lo fue el momento en el que captaron la atención del pintor, y por qué están impregnados de su interpretación personal

     Para completar el proceso solo falta que nosotros, viendo los paisajes que esta exposición nos ofrece nos dejemos llevar por el estado anímico que nos sugiera y dejemos que los recuerdos surjan, que seguro que surgirán.

    Entrevista con Diego Ramos


    Las imágenes de la apertura de la exposición
    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_04.jpg

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_05.jpg

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_06.jpg

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_07.jpg

    b_580_900_16777215_10_images_stories_cultura_2013_expo_diego_ramos_19072013_08.jpg


    Fotos: Prudencio Gordo.




    Previa del 17 de julio

    Diego Ramos junto a varios de sus cuadros dedicados a Alhama

    Tras un paréntesis de dos años, Diego Ramos Fernández vuelve a la Galería del Carmen de Alhama de Granada para compartir sus óleos dedicados a Granada y a su querido pueblo natal. Sus óleos de paisajes granadinos y alhameños podrán contemplarse del 18 al 31 de julio.

    Por Antonio Arenas

    El pintor alhameño en su estudio granadino

    Una veintena de obras de este técnico sanitario que realiza análisis clínicos en el Hospital “San Cecilio”  de Granada, cuya gran pasión es la pintura. La mayoría de ellas han sido realizadas en su estudio localizado en su domicilio particular de la carretera de Jaén y ahora podrán disfrutarse, del 18 al 31 de julio, en horario de 19:30 a 21:30 h.

    “Se trata de una exposición de óleos de distintos tamaños y formatos que tienen en común el estar dedicados a Granada capital y Alhama”, de esta forma nos resume Diego el contenido de su segunda muestra. Pinturas que primero han sido imágenes fotográficas pues,  por razones laborales señala que no tiene el tiempo necesario para plantarse con el caballete en el medio natural, salvo en período vacacional. “Cuando salgo voy con mi cámara para tomar fotos pensando ya en el posible cuadro. Luego en el estudio planifico la imagen, sin perder de vista que lo que pretendo al final es transmitir unas emociones para lo que dedico muchas horas en el estudio de la composición cromática de la obra en la que predominan los paisajes”, puntualiza.
     Aunque de raíces alhameñas Diego vivió su infancia en Barcelona lo que nos da pie a preguntarle sobre las diferencias entre ambos paisajes de su niñez. Sin dudar un ápice responde “lo primero que te impacta es la transparencia del ambiente. Allí y en otras grandes ciudades nunca jamás he visto esta transparencia que aquí tenemos. En Alhama esa transparencia es abrumadora, lo que hace que no te canses de mirar. En el caso de Alhama con esos tajos y esos verdes y azules del fondo”. Así mismo, aclara que “no se trata de reproducir una imagen sino de compartir el sentimiento que has tenido al contemplar un paisaje gracias a la armonía de color y composición adecuada”.

    Diego muestra un óleo con una vista de Alhama desde el cortijo de Ponche


     Reconoce que es especialmente sensible a los impactos visuales que generan un excesivo y mal colocado cableado eléctrico, una construcción discordante o un desafortunado grafiti,… hasta el punto de reclamar que “tenía que haber alguien que velara por la salubridad visual”. Por ello, admite tomarse algunas “licencias artísticas” en determinados paisajes para eliminar todas esas cosas que le sobran o añadir otras que le faltan. También admite el efecto terapéutico que para él ejerce la pintura que le ayuda a relajarse y transmitir emociones y estados anímicos.

    Tras su satisfactoria exposición anterior regresa a su pueblo natal con cuyo ayuntamiento estaría dispuesto a colaborar en la puesta en marcha de una pinacoteca o espacio dedicado a la creatividad de los alhameños o artistas foráneos que hayan realizado pinturas de los bellos rincones de esta comarca. Mientras tanto comparte sus obras en dos bitácoras (alhamaenarte.blogspot.com y granadaenarte.blogspot.com) donde muestras sus obras “realizadas con sentimiento y dedicación en cada una”. A los que se animen a visitar la muestra les indica que “estaré encantado de hablar de arte y de recibir todo tipo de críticas”.

    Diego y su mujer ante un óleo dedicado a la Trucha
    Fotos: Antonio Arenas

    Oir audio de la entrevista:

     

    Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

    Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

    -

    Publicidad

    Final publicidad

    © 2020 Alhama Comunicación (alhama.com). All Rights Reserved.