30-marzo-2019, sábado

Imprimir

Publicidad

Final publicidad



Ignacio el talabartero-albardero.

 Oficios que se pierden por imperativo del progreso, hoy, recordar quiero, un oficio que ceñía como valores punteros, creatividad y destreza, agudeza visual paciencia y talento.

 Así era Ignacio el talabartero-albardero de Alhama de Granada, mi pueblo.

En general eran dos oficios;

 ✓el 1° que sólo toca el cuero (sillas, monturas, cabezadas, collares etc.) y
 ✓el 2° más dedicado a los aparejos de las caballerías (partes de un aparejo: sudadero, albardón, mantas, enjarma, mandil, atajarre, cincha y sobre-enjarma o cubierta).

 Ignacio, era un maestro, un artista sin tiempo., diseñaba, cortaba y cosía, con tal destreza y pundonor que la imperfección en su trabajo ¡no cabía!

Onomástica de:
Quirino, Víctor y Domingo.

Hasta mañana, paz y bien.


Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

TODOS LOS DÍAS CONTADOS, y las últimas anotaciones del diario de Manuel Juan García Ruiz:

-

Publicidad

Final publicidad