El cambio

    Publicidad

    Final publicidad

    b_580_900_16777215_10_images_stories_noticias_2020_asana_taller_equilibrio_emocional.jpg

    Habiendo entrado en la cuarta semana de confinamiento algunas personas están quedándose cortos de paciencia y buscando maneras de volver a vivir la vida de la manera que lo hacían antes del principio de la emergencia sanitaria.

    Alina Strong

     Otras personas están empezando a entender que hay que implementar cambios que perduren. El confinamiento y las restricciones se extenderán por más tiempo y debemos estar preparados para afrontarlos con disciplina y optimismo.

     Y este es el momento que nos hacía falta como especie humana, para reconsiderar y modificar la manera como vivimos nuestra vida.

     Si durante este período no aprendemos algo nuevo, nos transformamos, leemos varios libros o nos deshacemos de malos hábitos no será porque no teníamos tiempo, será por falta de disciplina.

     Hay infinidad de personas alrededor nuestro que han hecho de la solidaridad la nueva actividad para apoyar a la sociedad y sentirse útiles, productivos y se ayudan a si mismas disminuyendo el estrés.

     He visto casos de personas cosiendo mascarillas, negocios transformados en talleres de equipo de protección para el personal sanitario, voluntarios transformando máscaras de snorkel en equipo para oxigeno para pacientes y ayudar a salvar vidas. Ejércitos de hombres y mujeres trabajando para ayudar al prójimo. Todo suma.

     He visto lo mejor de las personal unidas en confinamiento trabajando para una causa común, salvar a nuestra especie.

     Pero también he escuchado historias de personas que tratan de saltarse el confinamiento porque les parece que al no sentir síntomas, están exentos de seguir las normas.

    En tiempos de crisis lo mejor y lo peor de las personas sale a la luz

     Estamos empezando a ver la germinación de una sociedad más humanitaria y cada vez más gente se da cuenta que a menos que trabajemos juntas con un objetivo común, como las abejas o las hormigas, nuestra especie no sobrevivirá. Hay que volver a poner a las personas por encima de la economía y este es el momento.

     La transformación deberá también, alcanzar nuestra mente y nuestro corazón, la manera como vivimos, las cosas que realmente son importantes y no nos dábamos cuenta.

    b_580_900_16777215_10_images_stories_noticias_2020_asana_mundo.jpg

     Estamos viviendo un momento histórico. La pandemia de 2020 será recordada en los libros y enciclopedias del futro y tu, yo y muchas otras personas lo estamos viviendo, y vamos a salir de esta crisis construyendo un mundo mejor.

     Somos positivos, y también sentimos miedo, nos estamos enfrentando con valentía al reto, a pesar de ese temor.

     Debemos prepararnos a sentir inseguridad y depresión, pero también confianza y coraje.

     Somos parte del cambio, somos el combustible de la transformación de la sociedad hacia una mas justa. Sobreviviremos y nos reiremos otra vez, mientras practiquemos aceptación y no nos resistamos al cambio. 

     El miedo afecta nuestro sistema inmunitario y no hay mejor manera de honrar a los que salen cada día a arriesgar su salud para que tu y yo nos quedemos en casa, aprendamos algo nuevo y transformemos nuestra sociedad en una mejor que la de hace unas pocas semanas teníamos.

     Si quieres participar en el taller gratuito de equilibrio emocional, manda un WhatsApp al 677 219 094 o escribe a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. con tu nombre completo.

     Gracias por ser paciente que las cosas buenas, se llevan tiempo en lograrse.



    Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

    Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

    -

    Publicidad

    Final publicidad

    © 2020 Alhama Comunicación (alhama.com). All Rights Reserved.